Get Adobe Flash player

Hermandad filial número 80 de la Pontificia, Real e Ilustre Hermandad Matriz de Nuestra Señora del Rocío de Almonte

La Romería

alt

La Romería que por Pascua de Pentecostés realizan las hermandades al Santuario de Nuestra Señora del Rocío, es el acto más importante del calendario rociero. Por eso los hermanos deberán emprenderla como verdadera manifestación religiosa, penitencial y festiva a la vez, para que sea expresión del más acendrado amor y veneración a la Santísima Virgen.

Valencia peregrinó por primera vez como Hermandad oficial el de Mayo de 1.991, siendo su madrina la Hermandad de Gines y acompañada además por la Hermandad de Canarias. Las tres Hermandades hicieron el camino juntas desde el pueblo sevillano de Gines compartiendo las vivencias del camino hasta hacer su presentación ante la Blanca Paloma, -la Virgen del Rocío.

La recepción del sacramento de la Penitencia y la Eucaristía, así como la escucha de la Palabra de Dios y la oración, deberán ser ocupaciones principales y constantes.

La Romería ha de ser un camino en el cual, venciendo dificultades e incomodidades, debe hacerse con la esperanza y la ilusión de llegar y postrarse ante la Blanca Paloma, sabiéndose acompañado de los hermanos ausentes que no han podido realizarlo, conviviendo fraternalmente con los demás romeros, compartiendo lo que se posee y sabiendo perdonar y ser perdonados.

Todos los años, por Pascua de Pentecostés, se acudirá en romería al Santuario del Rocío con el Simpecado, para participar, en comunión con las demás hermandades, en todos los actos que allí se celebren para honrar a nuestra Patrona. Presidirá la Romería el Hermano Mayor, y en su defecto, el Oficial de la Junta de Gobierno, de los que asistan, que le siga en el orden de precedencia establecido en las Reglas de la Hermandad.

Como preparación a ésta Romería, se celebrará un Triduo en honor de la Virgen del Rocío. En el ejercicio del 2º día recibirán el nombramiento las Camaristas de la Virgen; y durante la solemne Eucaristía del último día, se efectuará la recepción de los nuevos hermanos, a quienes, previa promesa de las Reglas, se impondrá la Medalla de la Hermandad.

Antes de la fiesta de Pentecostés, tendrá lugar el Pregón Rociero, así como la Función Principal de la Hermandad, la cual hará pública y solemne Protestación de Fe Católica durante la santa Misa.

El Alcalde de Carretas, de acuerdo con el Hermano Mayor, tendrá a su cargo el orden y desarrollo de la Romería. Los romeros estarán siempre atentos a sus indicaciones.

La Romería consta de varias etapas muy importantes:

El Camino

Primer día de camino: con una Misa de Romeros, se inicia nuestro camino en Valencia un martes muy temprano en la parroquia de nuestra sede de la Plaza de los Angeles. Al finalizar se canta la Salve de la Hermandad de Valencia; entre risas y lagrimas los romeros  inician su camino en autobuses hacia la provincia de Sevilla. Algunos hermanos que no pueden asistir a la romería y familiares acuden a despedirlos.

El primer día de camino llega a su fin al atardecer cuando los autobuses llegan al pueblo sevillano de Benacazón donde ya están esperando los remolques de equipajes, botiquín, cuba de agua, y tractores de las diversas peñas.  La carreta del Simpecado de Valencia previamente ha realizado también su desplazamiento remolcada por un vehículo hasta Benacazón donde también espera para iniciar el camino.

Durante la primera noche, en el Recinto Ferial de Benacazón, donde pernocta nuestra Hermandad, se adorna la Carreta del Simpecado con la primera puesta de flores y al atardecer,  se procede a colocar el Simpecado bajo la cúpula de su carreta, para a continuación proceder a realizar el recorrido por el pueblo en procesión, visitando diversas Hermandades de Pasión, de Gloria y Parroquias, donde nuestro Simpecado y nuestra Hermandad son tratados con verdadera devoción y amor por ese pueblo tan rociero de Benacazón. Una vez finalizada la procesión se realiza la primera cena de hermandad que termina con cantos y convivencia hasta la madrugada. Muy temprano, el toque del tamboril, al alba, nos anuncia el comienzo de nuestro camino andando hacía la Aldea del Rocío. En la primera noche, nuestra Hermandad coincide con la Hermandad de Murcia que también pernocta en Benacazón.

Segundo día de camino: se inicia con la Misa de Romeros del Alba, al terminar, se enganchan los bueyes, se desayuna y tras recoger los equipajes nos dirigimos hacia el pueblo de Aznalcazar.

La segunda noche nuestra Hermandad llega a pernoctar a los pinares de Aznalcazar, donde el paisaje de pinos y arbolado ya desprende olor a marisma y Rocío, aunque un poco más cansados, nuevamente se canta y vive la noche del camino con todo aquel que quiere acercarse a los pinares. Otra vez suena el tamboril al alba y nuestra Hermandad se pone rápidamente en pie para continuar el camino. En su segunda noche nuestra Hermandad coincide con otras hermandades rocieras como, Marbella, Cabra o Ronda con las cuales se comparten cantos a la Virgen y vivencias del camino.

Tercer día de camino: se inicia con la Misa de Romeros del Alba, al terminar, se enganchan los bueyes, se desayuna y tras recoger los equipajes nos dirigimos hacia el vado del Quema; es el momento de rezar una Salve a la Virgen y bautizar a los nuevos romeros antes de cruzar el río. Después de realizar un pequeño almuerzo, nos dirigirnos al pueblo de Villamanrique al que se llega al medio día, casi coincidiendo con el rezo del Angelus, y a continuación se efectúa la presentación de nuestra hermandad ante el Simpecado y la Junta de Villamanrique que espera a las hermandades que pasan por su pueblo en la puerta de la Iglesia. Es momento muy bonito del camino porque se viven momentos de mucha hermandad entre pueblos,  Villamanrique recibe con mucho cariño a los todos romeros que pasan por su pueblo.

El almuerzo de mediodia se hace junto al Polideportivo de Villamanrique de la Condesa. Tras descansar durante un rato, tomamos el camino de Hinojos.

El Hermano Mayor realiza todo el camino andando delante de la carreta de Simpecado, velándolo y cuidando de que no sufra ningún daño o percance durante toda la romería.

Por su parte el Alcalde de Romería, montado a caballo, recorre la caravana continuamente dando las instrucciones a todos los tractores y romeros. Es el responsable de la organización de la romería para que llegue feliz a buen término.

Al atardecer se procede a realizar el sesteo acampando en los pinares del Puente de Melo (Camino de Hinojos).  Durante la noche se reza el Santo Rosario, cantando sus Misterios por sevillanas y para terminar se canta la Salve a la Virgen.

En las noches se encienden candelas para abrigarse del frío y el relente y se cantan sevillanas rocieras y plegarias del camino en tonos muy bajos para acompañar al Simpecado hasta el amanecer en que el Tamboril nuevamente despierta a los romeros para continuar el camino.

Cuarto día de camino: se inicia con la Misa de Romeros al Alba, al terminar se enganchan los bueyes, y una vez recogida la acampada, el camino continúa de nuevo. Los peregrinos durante todo el todo el día van andando detrás de la carreta del Simpecado sin separarse de ella, cantándole a la Virgen o simplemente rezándole y pidiéndole cosas en silencio. Durante el camino se vive hermandad y se comparten momentos de tanta emoción que no se pueden explicar con palabras, hay que vivirlos.

El resto de romeros van también andando delante de la carreta del Simpecado o simplemente subidos en los tractores, especialmente cuando aprieta el calor y el polvo. Durante éste día se pasan por caminos de eucaliptos y pinares hasta llegar al atardecer al puente del Ajoli que es ya la puerta de la aldea del Rocío. Con gran ilusión y emoción se cruza el último tramo del camino, el puente del Ajoli, en medio de cantos de Salves, Plegarias y oraciones para agraceder a la Virgen del Rocío su protección durante el camino realizado. A continuación nuestra Hermandad se dirige a nuestra casa donde permaneceremos hasta el lunes de Pentecostés.

La Estancia en la Aldea

Suena de nuevo el Tamboril al alba con ese toque tan bonito, lleno de sentimiento "El Romerito", se enganchan los bueyes, toda la hermandad se levanta, cansados de varios de días de camino, pero con la devoción y el fervor a la Virgen, que les da las fuerzas para continuar hasta la Ermita.

Llega el momento de cruzar el puente del Ajoli, un puente pequeño de madera vieja que cruje al cruzarlo las carretas. Un momento de mucha emoción cargado de Fe y Esperanza. Con las voces rotas del camino, todos los romeros le cantan a la Virgen de su Simpecado dándole gracias por haberles conducido un año más sin percances hasta la Aldea. Entre la multitud se ven lagrimas en los ojos de muchos peregrinos, son de alegría por llegar junto a la Virgen del Rocío.

Se entra en la Aldea, y tras recorrer un largo camino por sus calles visitando en su paso a algunas hermandades como Carrion de los Cespedes o Gines y ofrecerle un ramo de flores y una Salve a su Simpecado, se llega a nuestra casa de hermandad situada en la calle Baltasar Tercero.

Una vez desenganchados los bueyes, se coloca el Simpecado en un lugar preferente junto a la Casa de Hermandad, se le canta nuestra salve en señal de acción de gracias por el camino realizado y los romeros se preparan para instalarse en la casa. Muchos llenos de polvo visitan en solitario a la Blanca Paloma " Virgen del Rocío" en su ermita para darle personalmente las gracias por haberles permitido un año más venir a verla y cumplir así sus promesas.

La noche del Viernes y ya en la aldea del Rocío, se realiza la segunda puesta de flores en la carreta que se alarga durante prácticamente toda la noche, con el fin de prepararla para la presentación ante la Virgen del Rocío el día siguiente. Es un trabajo muy delicado que realiza con mucho cariño e ilusión nuestro florista y ayudado por varios hermanos y hermanas.

Durante los días de estancia en la casa de la aldea del Rocío, los romeros realizan diversas visitas a la Virgen en su ermita y aprovechan el tiempo también para visitar a familiares y amigos que se han desplazado también hasta la aldea para ver a la Virgen.

Los actos oficiales que realizan todas las hermandades durante su estancia en la aldea son los siguientes:

  • Presentación ante la Virgen del Rocío: La Hermandad de Valencia realiza su presentación en la ermita el Sábado por la tarde, para lo cual todos los hermanos y simpatizantes que desean acompañarla, se arreglan con sus mejores prendas y con alegría cantando durante todo el recorrido hasta llegar a la puerta de la ermita, donde se presenta nuestro Simpecado sobre la carreta a la Virgen del Rocío que se encuentra en el altar dentro de la ermita. La Junta de Gobierno de la Hermandad Matriz de Almonte por su parte espera en la puerta de la ermita para darnos la bienvenida y todos juntos cantarle la Salve Madre a la Virgen de Rocío.

  • Misa de acción de gracias: La Hermandad de Valencia ante la Blanca Paloma el Sábado por la mañana, acto que se suele compartir con alguna otra Hermandad.

  • La Misa de Romeros: Se realiza el Domingo por la mañana en el Real del Rocío, junto a la ermita. Es una misa concelebrada por el Obispo de Huelva y todos los sacerdotes directores espirituales de cada un de las hermandades filiales. Todos los Simpecados acuden en procesión hasta el Real, formando un semicírculo alrededor del altar, con el fin de que todos los romeros que asisten a la celebración puedan verlos de frente. Es la primera ocasión que tienen todas las hermandades y Simpecados de estar juntos y participar en la Eucaristía.

  • El Rosario: La noche del Domingo, la Hermandad Matriz de Almonte y el resto de hermandades realizan una procesión hasta la plaza de Doñana donde se reza el Santo Rosario cantado, previamente al salto de la reja.  Es un momento muy especial de la romería, porque ofrece de nuevo la ocasión a todas las hermandades de rezar conjuntamente el Santo Rosario con todos los Simpecados  y todos sus hermanos juntos.

  • El Salto de la Reja: Es tradición que los almonteños salten la reja al alba y saquen a la Virgen a hombros llevándola a visitar a todas las hermandades que con devoción esperan su llegada junto a su Simpecado. Desde hace varios años el salto de la reja se está adelantando produciéndose alrededor de las 2:30 de la madrugada del Lunes.

  • Visita de la Virgen del Rocío a nuestra Hermandad:  El Lunes alrededor de las 9 de la mañana, en el Real del Rocío, junto a la casa de Hermandad de Moguer.  Por fin ha llegado el momento más esperado por todos los romeros, toda la gente está en la calle esperando a la Virgen con su Simpecado , cansados y con cara de sueño pero con mucha fe e ilusión por tener cerca a la Madre de Dios, de pronto entre el gentío, se oye una vez que dice:

!Ya Viene! !Dejarla Pasar!, La Virgen ya está con nosotros , y entre vivas, campanas y pétalos de flores se le grita con fuerza:! Viva la Virgen del Rocío¡  !Viva esa Blanca Paloma! ¡ Viva el Pastorcito Divino! ¡ Viva la Madre de Dios !.

Es el momento más emocionante y con mas sentimiento de toda la romería, la Virgen viene a ver a sus hijos de Valencia, se siente fervor y escalofrios, se le quiere cantar . . . . y casi no salen las palabras,  se le reza la Salve Madre con mucha devoción, y finalmente todos los romeros se abrazan y rompen a llorar cuando la Virgen se marcha. Nuestro único consuelo. . . . el año próximo si hay salud volveremos a vivir ese momento, vendremos de nuevo a verla.  

El Camino de vuelta

La Hermandad de Valencia debido a la gran distancia que recorre hasta la ermita del Rocío, no tiene la suerte de poder realizar con sus carretas un camino de vuelta como otras hermandades que se encuentran mas próximas, pero se consuela realizando el camino de vuelta de un solo día de duración en autobús hasta la ciudad de origen Valencia.

 

Próximas Romerías

 

Año
Lunes del Rocío
2.016
16 de Mayo
2.017
5 de Junio
2.018
21 de Mayo
2.019
10 de Jumio

 

ROCIO CHICO
19 de Agosto   (Invariable)